Carnavales de Cebreros

Ni Río ni Venecia. Los Carnavales de España. Desde Tenerife, Cádiz o Las Palmas hasta el último rincón de nuestros querido y variado país, en época de carnaval se interpreta para durante unas horas olvidar la realidad. Cada región o incluso cada pueblo puede tener su propia tradición. El origen es seguramente la adoración a Saturno que se hacía en tiempos romanos y que fue extendiéndose junto con el cristianismo. Actualmente se celebran antes de cuaresma, tiempo de abstinencia y meditación para los católicos. Pero antes del cristianismo, ya que se remontan al 5.000 a.C, coincidía la fiesta pagana con la llegada de la primavera, se adoraba a los dioses para sembrar una buena cosecha y tener así un año provechoso ahuyentando además a los malos espíritus mediante máscaras, cuernos que evocaban animales tremendos, cencerros y todo tipo de artilugios domésticos o musicales cuya función era hacer ruido para asustar a las criaturas malignas.

imageEl domingo presencié el desfile local de carrozas y comparsas del Carnaval de Cebreros, fiesta de interés regional y muy visitado por madrileños y castellano leoneses.

imageY dicen que hasta el Rey Alfonso XIII disfrutó de ellos en alguna ocasión, eso sí, disfrazado de lugareño…

imagePasacalles, charangas, desfiles de carrozas, comparsas y bailes, como el de la cebrereña. El pueblo entero se vuelca durante meses para preparar la mejor carroza que luego competirá por el premio.

imageimage

imageimage

image

image image

imageUn España en directo, único, genuino, divertido y muy simpático que hará de la jornada un buen momento para disfrutar entre familia, amigos y ¡mascotas!.

Para ver el programa completo del Carnaval de Cebreros que termina el próximo domingo, PINCHA AQUÍ.

Anuncios

Melilla o Viajar en el Tiempo

Si alguien cree que no es posible viajar en el tiempo, es porque no conoce Melilla.

Hoy quiero que viajemos juntos, de un lado a otro de la ciudad de Melilla. Haremos un ejercicio de visual y tendremos en cuenta que de una a otra fotografía tan sólo hay cinco minutos de paseo.

Empezamos en la Plaza de España, epicentro de la ciudad.

A los amantes del modernismo les bastará con girar la cabeza para adentrarse en la esencia de este movimiento del que Melilla es segunda ciudad en representarlo.

Palmeras y araucarias se dan las ramas en Melilla para pasear juntas entre dragos, buganvillas, esculturas y fuentes.

Pasear y relajarse también se puede en la playa.

Quizá prefieres ver el mar desde una muralla

Quiero, tumbado ver el cielo.

¿Quién pintó el cielo de Melilla?

El cielo sorprende y las murallas hablan.

Quizá estemos en un sueño.

Ese sueño recurrente en el que podemos volar.

Puestos a volar, volemos un rato entre flamencos antes que crucen hasta La Península.

¿Llegarán a Jaén?

 

Y allí contarán que vieron otros mundos, otras culturas.

Que estuvieron en tierra de nadie. Rusadir

Rodeados de héroes del pasado, del presente y si hiciera falta también del futuro.

Contaran que vienen de un lugar hospitalario donde cuatro religiones conviven en armonía.

Y por contar, contarán haber estado dentro del propio cuento.

Yo también quiero ir contigo a jugar un ratito con la Osa Menor.

En Melilla, donde las murallas hablan, escuché leyendas

Como la de El Soldado de los Milagros. Benito López Franco.

En Melilla escuché poemas:

“A nuestro pueblo lo alzamos
sobre una ola.
La ola volvió de nuevo
hasta Sidonia,” Miguel Fernández
O Lope de Vega
“Canta pájaro amante en la enramada
selva a su amor, que por el verde suelo
no ha visto al cazador que con desvelo
le está escuchando, la ballesta armada..”
En Melilla volví a ser niña
En Melilla comprendí que la muerte no es muerte
cuándo hay historia.
Y su historia, es la historia de España.
Castilla, Medina Sidonia, Aragón, Barcelona
O Chafarinas
Viajemos en el tiempo
En el espacio
Viajemos entre flores
Naveguemos
Sobrevolemos tejados
Cerremos ventanas para
Abrir puertas
Volvamos al cuento
Y dejemos volar la imaginación.
Para descubrir un lugar no lejano
 
Donde el mar, la tierra y el cielo se vuelven uno
Un lugar no muy lejano donde se puede viajar en el tiempo.

 

Melilla, la muy acogedora y hospitalaria ciudad.

* Todas las fotografías son mías excepto la de La Legión propiedad de @MerchedeMelilla

Mis otros artículos sobre Melilla:

Melilla La Puerta Eterna

Melilla Intensa

Melilla, un paseo por la historia

Premio Faro de Melilla

Instagram

 

Madrid Fusión. XI Concurso de Tapas de Diseño

     Madrid Fusión se consolida como la cita gastronómica más importante de España.

Este año tuve el privilegio de compartir mesa y mantel como miembro del jurado del XI Concurso de Tapas de Diseño con Pedro Subijana quien fue además presidente del jurado, Pedro García Mocholi y Federico Oldenburg.

 La cita comenzó con la polémica sobre la definición de tapa. Subijana la describió como “Bocao de una sola vez, que se como con una mano, mientras la otra está ocupada con una copa”

No es por llevar la contraria al maestro, pero para mí esa es la definición de pincho. Recién llegada de Melilla, seguro que allí tampoco comparten esta definición. Una tapa se presenta emplatada, no ha de ser excesivamente pequeña, y puede requerir la ayuda de cubiertos.

Los cocineros que participaron en el concurso así lo creyeron también y no probamos pinchos, sino tapas en toda la regla. Excelentes por cierto las ocho.

Daniel Yutzis de la bodega Granados en Barcelona propuso una sardina marinada acompañada por una cerveza Mahou Clásica.

imageJulen Baz de Urtza Taberna en Bilbao presentó una perla en el fondo del mar, que maridamos con una San Miguel Especial. De textura excelente y sabor intenso, fue de las tapas que más me gustaron.

imageMariano Mier de el Quinto Vino de Gijón, preparó una tapa muy curiosa que a mí me recordó a las olas del Cántabrico. Okonomiyaki  es un plato de la cocina tradicional japonesa elaborado a base de harina de arroz y huevo, verduras, cangrejo y bacon al que se añade una salsa japonesa para culminar con atún deshidrata. Al contacto del calor oscila, como si fueran las olas del mar Cantábrico.  Una auténtica virguería que acompañamos con Mahou 5 estrellas.

imageEl cocinero de Aspen La Moraleja Joaquín Felipe se hizo con el galardón gracias a su tapa Thunnus Thynnus Bocatín. Exquisito el pan que la acompañaba elaborado con el corazón del atún. Sabroso y aplaudido en unanimidad por todos los miembros del jurado.

 Antonio del Moral del Bar Simón de Estepona también se decantó por el atún, esta vez con pimientos caramelizados y tartar de fresa. Me sorprendió lo bien que marida la fresa con el atún. Interesante descubrimiento. Lo acompañamos con una San Miguel 1516. Y para terminar, Javier Van Gemert de Vinotinto Valencia sorprendió también con una Hamburguesa Black Sepionet cuyo pan estaba elaborado con tinta de sepia. En su interior sepia encebollada con alioli de lima, kaffir y una hoja de shiso. La Alhambra especial muy bien elegida para acompañar esta excelente tapa.

 imageLa tapa ganadora del cocinero Joaquín Felipe Peira,  “Thunnus Thynnus Bocatín”combinaba a la perfección los sabores del atún y otros productos del mar gracias a un toque de guiso carrillero, cebolla picada, carpaccio de ijada, morrillo hecho al carbón de encina, tarantelo y chicharrones, envueltos por el pan elaborado con el corazón del atún.  La cerveza Mezquita de Alhambra acompañó a la tapa ganadora.

 (Con Joaquín Felipe ganador del XI Concurso de Tapas de Diseño Madrid Fusión)

Fue un auténtico lujo compartir esta experiencia y aprender junto a grandes del mundo de la gastronomía internacional.

Instagram